Escrito por Jose Escolano

Consejos para padres: mi «bebe» quiere abandonar el nido

Primero de todo, ya no es un bebe, es una persona adulta con responsabilidades y necesidades que ya no pueden cubrir sus padres; ahora lo que necesitan es el apoyo de la voz de la experiencia y que por fin sus padres se conviertan en sus mejores aliados.

Cambia el chip, conviértete en un asesor financiero y aconséjale para que compre una vivienda que esté algo por debajo de sus posibilidades, para que si las cosas se dan un poco mal, pueda hacer frente a lo que se le venga encima. Ayúdale en la búsqueda de la hipoteca, al fin y al cabo tú ya has pasado por eso y sabes de qué va el tema.

Sal de visita con él cuando vaya  a ver casas. No vayas solo cuando tenga decidida la que le gusta. De este modo, cuando tengas que aconsejar tendrás una base en la que fundamentar tus comentarios.

Recuerda que el comprador es él, y que va a ser él quien vivirá en esa casa, así que si hay algo que no te guste, exponlo, pero no le hagas descartar una casa porque haya algo que a ti no te guste; puede ser que eso que para ti representa un inconveniente, para él no lo sea. Deja que sea él el que haga la lista de pros y contras y trata de apoyarle.

Ponte en su piel. Probablemente la primera casa que compraste no era perfecta, ya que si lo hubiese sido, no habrías podido pagarla. Lógicamente tenía sus fallos y por eso luego la vendiste y te compraste otra. Trata de abrir tu mente. Cuando quiera que vayas a ver alguna casa en concreto, es porque ya ha hecho una criba y probablemente solo esté buscando tu aprobación.

Plantéale que algún día la querrá vender. En la mayoría de las ocasiones, los jóvenes son incapaces de mirar mucho más allá en el tiempo. Ayúdale a plantearse si podrá vender la casa en el futuro o si dentro de unos años esa casa no tendrá ningún valor.

Tranquilízale. No dejes que el stress y las presiones le hagan comprar una casa que no le encante. Cuanto más seguro esté de la compra, más tiempo mantendrá la casa y probablemente será una buena inversión.

Tu ayuda y tu experiencia son inestimables. Este es uno de los momentos de la vida en la que mejor le va a venir y más te lo va a agradecer.

 

¿Te ha gustado el artículo? Compártelo!!Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email
Print this page
Print

Deja un comentario

Your email address will not be published. Los campos requeridos están marcados *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros con el fin de facilitarle la navegación y analizar el uso de ésta. Al continuar navegando entendemos que acepta nuestra política de cookies. Puede cambiar la configuración de las cookies en cualquier momento.   ACEPTAR